Destacados
Juegos
Software Demos NOTICIAS Recomendados
The Stanley Parable is a first person exploration game. You will play as Stanley, and you will not play as Stanley. You will follow a story, you will not follow a story. You will have a choice, you will have no choice. The game will end, the game will never end.
Fecha de lanzamiento: 17 Oct 2013
Ver los 3 trailers

Comprar The Stanley Parable

Paquetes que incluyen este juego

Comprar Indie MEGABOOTH - Solid Gold Collection

LIMITED TIME OFFER! Sale ends September 3rd at 4PM Pacific.

Actualizaciones recientes Ver todos (5)

The Stanley Parable Update Released

13 julio 2014

Yo! I've just pushed out an update to Stanley Parable! Here's the changelog:

  • Fixed cyrillic font issues
  • Fixed crash on startup on some Windows 8.1 computers
  • Added localization: Ukrainian, Turkish, Polish, German
  • Fixed Portuguese localization
  • (Edit) Updated choice PSA
  • R88888888888888

Please let me know if you run into any issues!

96 comentarios Leer más

Análisis

“It's not the fact that The Stanley Parable makes you think about the nature of choice in games that makes it extraordinary. It's the fact that it does so while simultaneously managing to be a wildly entertaining, hilarious, and surprising experience.”
9/10 - Gamespot

“It's this bouncing between serious tone and irreverence that makes The Stanley Parable so special. You never know what to expect."
10/10 - Joystiq

“Where so many games that aspire to be more than games end up less than any form of art, Stanley Parable strives, and then succeeds.”
10/10 - Destructoid

“Astoundingly labyrinthine onion-like layers of narrative tangents the player can embark on in what feels like the unholy interactive offspring of Inception, Being John Malkovich and Portal.”
Eurogamer

Dota 2 Announcer Pack


Buy it on the Dota 2 Store!

Acerca del juego

The Stanley Parable is a first person exploration game. You will play as Stanley, and you will not play as Stanley. You will follow a story, you will not follow a story. You will have a choice, you will have no choice. The game will end, the game will never end. Contradiction follows contradiction, the rules of how games should work are broken, then broken again. This world was not made for you to understand.

But as you explore, slowly, meaning begins to arise, the paradoxes might start to make sense, perhaps you are powerful after all. The game is not here to fight you; it is inviting you to dance.

Based on the award-winning 2011 Source mod of the same name, The Stanley Parable returns with new content, new ideas, a fresh coat of visual paint, and the stunning voicework of Kevan Brighting. For a more complete and in-depth understanding of what The Stanley Parable is, please try out the free demo.

Requisitos del sistema (PC)

    Minimum:
    • OS: Windows XP/Vista/7/8
    • Processor: 3.0 GHz P4, Dual Core 2.0 (or higher) or AMD64X2 (or higher)
    • Memory: 2 GB RAM
    • Graphics: Video card must be 128 MB or more and should be a DirectX 9-compatible with support for Pixel Shader 2.0b (ATI Radeon X800 or higher / NVIDIA GeForce 7600 or higher / Intel HD Graphics 2000 or higher - *NOT* an Express graphics card).
    • Hard Drive: 3 GB available space
    • Sound Card: DirectX 9.0c compatible

Requisitos del sistema (MAC)

    Minimum:
    • OS: Mac OS X 10.8 or higher required
    • Processor: 3.0 GHz P4, Dual Core 2.0 (or higher) or AMD64X2 (or higher)
    • Memory: 2 GB RAM
    • Graphics: ATI Radeon 2400 or higher / NVIDIA 8600M or higher
Análisis útiles de usuarios
A 3,048 de 3,197 personas (95%) les ha sido útil este análisis
63 productos en la cuenta
4 análisis
28.6 h registradas
This is one of the best walking simulators I have ever played. You get to walk around and look at things while a man with a beautiful voice narrates your actions. Sometimes you get to click on things and he calls you an idiot. It reminds me of my mother.
Publicado: 18 marzo 2014
¿Te ha sido útil este análisis? No
A 18 de 18 personas (100%) les ha sido útil este análisis
362 productos en la cuenta
123 análisis
26.7 h registradas
Realmente no se puede decir que The Stanley Parable sea un juego en la medida en que no hay nada que hacer, ni retos que superar. Sólo algunas decisiones que tomar mientras paseas y ves las consecuencias, en línea un poco con Dear Esther. Y, pese a ello, vale muchísimo la pena. Gráficamente es del montón, aunque el diseño si logra transmitir la soledad muy bien; y a nivel de sonido la música brilla por su ausencia, aunque el narrador resulta brillante. Sin embargo, bajo estos mimbres tan sencillos se oculta un viaje que explora la libertad, la locura, la forma en que se narran y construyen las historias y que, por todo ello, vale mucho la pena dedicarl las horas requeridas para ver lo que ofrece.
Un 8,5.
Publicado: 3 mayo 2014
¿Te ha sido útil este análisis? No
A 9 de 10 personas (90%) les ha sido útil este análisis
393 productos en la cuenta
1 análisis
1.1 h registradas
Es un juego que literalmente me ha puesto la piel de gallina.
Una crítica a la sociedad en la que vivimos, ¿o no lo es?
¿Tal vez una sátira al resto de videojuegos a los que jugamos? O tal vez no lo es.
Es un gran juego, ¿o igual es un juego terrible?

Contiene diferentes finales y requiere multiples partidas. He encontrado uno de los finales en poco más de 15 minutos de juego. Activa los achivements desde el menú de las opciones => Extras
Publicado: 23 junio 2014
¿Te ha sido útil este análisis? No
A 11 de 14 personas (79%) les ha sido útil este análisis
70 productos en la cuenta
9 análisis
1.3 h registradas
Un gran juego, diferente, que hace pensar finalices como lo finalices, una compra casi obligada, the stanley parable fue originalmente un mod para hl2, pero, que, tras su exito se planeo sacarlo como juego indie, y aqui lo tenemos, un gran juego, y mucho mejor si te lo compras hoy que esta en rebajas.
Publicado: 15 mayo 2014
¿Te ha sido útil este análisis? No
A 7 de 7 personas (100%) les ha sido útil este análisis
196 productos en la cuenta
11 análisis
4.7 h registradas
Es un juego extraño pero al que tenía mucha curiosidad por jugar, no se muy bien como clasificarlo. Empiezas como un simple trabajador en una gran oficina, y resulta que toda la gente ha desaparecido, y quieres saber donde han ido... Hay un narrador que cuenta todas las acciones que haces, y tu puedes o hacerle caso a lo que dice el narrador, o ignorarlo. Y aquí es donde está la gracia del juego, dependiendo de lo que hagas o no hagas la historia pegará unos cambios brutales, te encontrarás con situaciones absurdas, guiños a otros juegos, paranoias... En fin, que el juego está muy bien para pasar un buen rato viendo qué pasa si ahora pillas esta puerta o si en cambio ignoras por completo al narrador. Pero ya está, no tiene más. Tiene subtitulos en castellano, asi que está genial para enterarte de todo lo que te suelta el narrador, que muchas veces no tiene desperdicio xDD
Publicado: 26 junio 2014
¿Te ha sido útil este análisis? No
A 93 de 100 personas (93%) les ha sido útil este análisis
181 productos en la cuenta
5 análisis
7.9 h registradas
The Stanley Parable es uno de los juegos más inteligentes que he jugado en mucho tiempo. Mucho, mucho tiempo. Aunque antes de continuar debería aclarar que hablo de títulos cuya principal virtud no es la mecánica de juego. En ese supuesto, Stanley es un juego inteligente, sí, pero no más que Civilization V: Brave New World o Dota 2, por poner dos ejemplos. Hablo de juegos en los que la narrativa es preminente y, ahí, Stanley brilla con luz propia.

The Stanley Parable es juego y se siente feliz de serlo. Por mucho que algunos insistan, no es una mera experiencia interactiva. Expresión, por cierto, que algunos usan como si fueran médicos que le dicen a unos constritos padres que su hijo tiene down. Stanley es propuesta y es resolución. Lo que cabría cuestionar es quién propone y quién resuelve. Es decir, quién juega con quién. En la mayoría de juegos el jugador juega con el juego. ¿Sucede lo mismo en Stanley?

La propuesta de The Stanley Parable es aparentemente sencilla: Elige una serie de caminos y disfruta de la experiencia. No hay juego, fin. No es tan sencillo. ¿Qué hay de los procesos mentales que surgen antes y después de cada elección? ¿Qué hay de la anticipación del narrador? ¿Acaso no es nuestra confusa mente una pantallla en la que el narrador está respondiendo a nuestras propuestas? Evidentemente no, pero la percepción es que sí. Por eso es un juego inteligente. Que es decir que por eso es juego y por eso es inteligente.

El narrador merece un aparte. Cuando empecé a jugar la comparación era con Bastion. Mirando atrás, ahora se me antoja una comparación imposible. El narrador de Bastion no deja de ser eso, un narrador que cuenta una historia, más o menos sencilla, en respuesta a lo que el jugador va haciendo, hasta completar un pequeño relato, más o menos bueno, una vez el juego concluye. El narrador de Stanley es mucho más. Es narrador, es interlocutor, es creador, es jugador. El narrador de Stanley es la parábola de Stanley, es Stanley.

Con todo, el juego adolece de consistencia. Y no hablo de consistencia en las situaciones: en la construcción de cada camino, en la originalidad de las resoluciones, en la agudeza de los análisis. No, hablo de consistencia conceptual. Hay consistencia en la idea de la elección. No podía ser de otra manera. Pero dentro de esa idea, hay un gran desequilibrio en las propuestas.

Cuando el juego cuestiona las elecciones vitales, el resultado no es óptimo. No es malo, pero se queda muy lejos de alcanzar el nivel de otros medios de creación, especialmente el literario, en el que las dudas que levantó Schopenhauer sobre la voluntad en la elección han sido discutidas hasta la saciedad. Por no hablar del laberinto psicológico que propuso Kafka. En esta vertiente, Stanley se achica, se avejenta, se muestra como una reflexión rehecha, una idea que llega tarde a la discusión. Cien años tarde.

Sin embargo, cuando entra en el campo del metajuego, cuando se cuestiona a sí mismo como entidad creativa, aporta reflexiones que deberían tener mucho más eco del que tienen. De alguna manera, The Stanley Parable es el gran juego epistémico de nuestros días. Es cierto que las cuestiones son escasas, que las reflexiones son superficiales, pero no es menos cierto que hay que saber valorar que esas preguntas estén integradas en un juego de forma tan clarividente. Ser pionero es meritorio en sí mismo.

En definitiva, aquí hay mucho más que un juego loco con comentarios graciosos. Hay mucho más que caminos que llevan a finales estrambóticos, casi siempre inesperados. Hay mucho más que elecciones simples o rebuscadas. Por encima de todo eso –razones más que suficientes para jugarlo–, está su capacidad de cuestionar los límites de los videojuegos, de proponer una solución: los videojuegos serán mientras tengan la capacidad de reinventarse.
Publicado: 26 noviembre 2013
¿Te ha sido útil este análisis? No